Las cosas de Pandora
historias eróticas principalmente, aunque una parte mi forma de ser, también quede reflejada.

la llamada de teléfono ………de pandora

  • Luís y yo habíamos quedado por fin en la salida del metro, justo delante de la puerta del Corte Inglés de Plaza Catalunya, llevábamos hablando un par de semanas y el deseo había empezado a brotar entre nosotros. Nos conocimos a través del teléfono en el trabajo, yo soy recepcionista y el es el vendedor de una de las empresas proveedoras de la nuestra, nos dedicamos al papel y el proporciona la pasta para hacerlo.

    Al principio era muy impersonal, pero un día que tuve que hacerle esperar colgado del teléfono me pidió por favor que no le colocara el hilo musical que se sabía el repertorio entero, a mi me hizo gracia el comentario y me quedé hablando con él, sin querer el empezó a explicarme su situación, que si era soltero, que tenía piso en Barcelona…anda como yo- dije, y así empezó nuestra relación, ninguno la fue buscando, fue casualidad.
    Sin darme cuenta como, las llamadas a diario, dejaron de ser para mi jefe, mi corazón latía cuando veía el número reflejado en la pantalla, su voz se torno más suave, más cálida,
    -solo llamaba para preguntar como te encuentras, te fuiste a dormir muy tarde???

  • -si, la verdad es que ando desvelada últimamente y me cuesta coger el sueño- contesté.
  • -Esta noche te llamo yo, seguro que después de una charla te quedas más relajada y duermes mejor.
  • -Vale, esperaré a que llames.
  • empresas.jpg
    Siempre había sido él el que llamaba, nunca sentí la necesidad de hacerlo yo, puesto que eran continuas sus llamadas, a mi me gustaba aquel tipo de atención y no veía nada malo en ello, de todas formas mi marido vivía durante los días laborables en Madrid y solo venía los fines de semana, y no todos, así que me sentía bastante sola.

    Cuando llegué a casa, encontré que Juana, la señora de la limpieza que tenía contratada, se había ganado el sueldo, la ensalada estaba preparada en la mesa del comedor, con su mantel individual y los cubiertos dispuestos. Me resistí a devorar la ensalada en aquel instante, quería darme un baño y relajarme, después cenaría y esperaría la llamada de Luís, estaba inquieta por aquella llamada, por primera vez sentía que algo no estaba bien, pero ese pensamiento se evaporó en el mismo instante en el que sumergí mi cuerpo en el agua caliente con burbujas de rosas y aceites hidratantes.

    Me sentí bien, mis manos acariciaron mi cuerpo dejando que el aceite penetrara en mis poros abiertos por el calor, estuve en la bañera por lo menos quince minutos, tan relajante era, que estuve a punto de quedarme dormida en el agua. Salí y empecé a secarme, el espejo quedaba frente a mí, así que no pude evitar ver mi cuerpo reflejado en él. Me conservaba bien, tenía treinta y ocho años y no había tenido hijos, iba al gimnasio y mi alimentación era muy sana, el sol cada verano me dejaba un color tostado, que perduraba todo el invierno, me consideraba atractiva aunque no lo comprobaba puesto que estaba casada y nunca había sido infiel a mi marido, ni siquiera había coqueteado con otros hombres desde que me casé, salvo…. lo que estaba ocurriendo con Luís aquellos días.

    Qué me estaba pasando? Cada vez que recordaba su nombre me asaltaban los temores, solo éramos amigos nada más, pero entonces… ¿por qué me impacientaban sus llamadas? ¿Por qué latía mi corazón con más fuerza cuando escuchaba su voz???? ¿Que motivo tenía para hacerme todas esas preguntas?

    Cené mirando la televisión, pero apenas si prestaba atención a lo que decía, no pensaba en nada, simplemente era como si mi cabeza estuviera vacía y no encontrara nada. ¿Sería aquello paz? No, porque aún no pensando en nada, me sentía perturbada, ansiosa ante la próxima llamada de Luís.

  •  telefono.jpg

 

  • A las diez en punto sonó el teléfono y su voz disipó todas mis dudas y miedos, era mi amigo el que llamaba, nada más.
    – ¿Ya has cenado Carmen?

  • – Si Luís, la señora Juana me había dejado preparada una ensalada y acabo de terminar.

  • – Que suerte, yo acabo de cenar un triste bocadillo delante del televisor, tumbado en el sofá, ¿deprimente verdad?

  • – No hombre, a veces yo también lo hago.

  • – Estoy solo Carmen, tú tienes a tu marido el fin de semana, pero yo no tengo a nadie, excepto a ti. Necesito el calor de alguien a mi lado.- dijo con una voz tan suave y tan cálida que me sentí obligada a darle la vuelta a la conversación, si lo hubiese tenido a mi lado, seguro lo hubiera besado.

  • – No te pongas melancólico ahora, que luego llega el Viernes y sales hasta las tantas de la madrugada, ya encuentras suficiente calor entonces.- contesté con la voz alzada, como si estuviera enfadada, pero riendo.

  • – Que va!!! Hace semanas que no salgo, ya lo sabes.- tenía voz de cordero que va al matadero, tan tierno, estaba a punto de desmontarme, pero me resistía.

  • – Si, pero porque tenías otros planes, mañana seguro que saldrás.- contesté esperanzada.

  • – La verdad es que no, mañana no tengo con quien salir, ¿quieres salir tú conmigo?- soltó sin aviso.

  • – Ja,ja,ja, y ¿a donde irías con un muermo como yo? anda, anda – Aquí fue donde finalmente perdí toda la razón y mi voz empezó a susurrar- que tu estás hecho un juerguista y yo te molestaría.

  • –Que no de verdad, me encantaría salir a tomar una copa tranquilamente contigo. ¿Podría ser?- implorando de aquella manera, no podía negarle nada a Luís.

  • — No sé…. Puede, de todas formas mañana estaré sola, Jaime no vendrá hasta el sábado por la tarde. Está bien, acepto.- la alegría de mi voz me delató, estaba tan emocionada como él.

  • — Gracias Carmen, no sabes lo feliz que me haces, de verdad, a las diez en la entrada de metro del Corte Inglés. En Plaza Catalunya, Vale???

  • — Vale.

  • –Buenas noches, seguro que hoy duermes mejor.

  • – Eso espero, buenas noches – contesté, sabiendo ya, que no dormiría ni un segundo esa noche.

  • 153843368_d5b51f27ec.jpg

  •  

  • Eran ya las doce de la noche, cuando desesperada dando vueltas volvió a sonar el teléfono.
    – -Duermes?- contestó la voz nerviosa de Luis.

  • – – No, no puedo- dije sentándome en la cama de golpe.

  • – – Yo tampoco- repuso.

  • – – Ah!!! Y me llamas para decírmelo- repliqué medio enfadada, medio en broma.

  • – – No, no te enfades, solo llamo para decirte que te quiero, que no te conozco, que no sé como eres, pero que te he encontrado y no quiero separarme, que necesito tu voz, que te necesito a mi lado, en mi cama, en mi sofá para compartir mi bocadillo, no puedo, no quiero esperar a mañana, mi cabeza me estalla, sueño contigo desde hace semanas, imagino tu rostro en cada mujer que veo, imagino tu cuerpo junto al mío, no me importa como seas, pero necesito tocarte, besarte, amarte. – hizo un a pausa la cual yo no interrumpí- ¿Estas ahí? No cuelgues por favor, dime algo……..

  • – – No puedo Luís, estoy casada, no puedo decirte lo que siento, no debo hacerlo.- contesté con el corazón roto.

  • – – Pero eso quiere decir algo no??

  • – – Creo que si, pero no debemos seguir con ello.

  • – – Te deseo ahora mismo- susurró.

  • – – Yo también- caí en sus brazos a través del teléfono de la misma forma que lo hubiera hecho si lo tuviera a mi lado.

  • – – ¿confías en mí?- preguntó

  • – – Si.

  • – – haz lo que yo diga, sé que duermes desnuda, imagina que tus manos son las mías, deslízalas por tu cuerpo como si te estuviera abrazando, muévelas por tu contorno como si fueran mis labios que te besan…..

  • – – y tú…. ¿imaginarás mis manos y mis labios besándote el pecho, el vientre, los muslos…?

  • – – Si Carmen, ya lo estoy haciendo, recorro mi cuerpo soñando con tenerte encima de mi, suspirando y jadeando, lamiendo mi cuerpo con tu lengua, gozando de mi cuerpo de la forma en que yo disfruto del tuyo……

  • – – Yo imagino tus labios calientes sobre los míos, tus manos grandes sobre mis pechos, apretándolos con fuerza, comiéndotelos a la vez que los estrujas delicadamente, te recreas en mis pezones como si fueran un juguete con el que jugar entre tus dientes….

  • – – …..y mientras jugueteo con ellos tus manos agarran con fuerza mi nuca, tus dedos se enredan en los rizos de mi cabellos y me acercas a tus labios, me besas despacio y son tus dientes los que ahora mordisquean mis labios, los que bajan por mi cuello y lamen mi pecho, mientras me gusta me figuro donde están tus manos ahora, sospecho que sobre tu sexo caliente ahora ya húmedo….

  • – – Luís, deseo sentirte dentro, este vacío me mata, necesito tu calor sobre mi cuerpo, necesito tu humedad dentro de la mía….

  • – – Carmen, tranquila, ahora no podemos, percibe mi erección a través de mis palabras, siente como mi cuerpo responde a las tuyas, ¿quieres que pare?- pregunta indeciso.

  • – – NO!!!!! Sigue hablándome.- adiviné una sonrisa en sus labios.

  • – – Presentía que te iba a gustar, te conozco, me excita pensar que eres así, como yo……. Imagino tus labios en mi sexo, tu boca experta se mueve despacio, tu lengua juega por dentro, tus manos recorren mis muslos, me acarician sutilmente mientras tu boca sigue jugando, tus bocados hacen que mi ansia crezca……

  • – -Estoy gozando de tu placer con cada gemido tuyo, estoy enfebrecida, lujuriosa, mi ardor supone tus labios en mi sexo, tu lengua lo recorre y recoge sus fluidos, pero necesito imaginarte dentro, recorriendo esa cueva oscura y vacía, impaciente por sentirte, noto tu peso sobre mis pechos, noto tus mecidas sobre mi cuerpo, el movimiento es un baile lento, armonioso, tus labios me besan mientras proseguimos con el balie……

  • – – tus manos en mis glúteos empujando con fuerza, tus piernas apretando las mías, tu fuerza es increíble, te apoderas de mi cuerpo, lo sientes dentro, lo mueves a tu antojo y bailas conmigo…..Ahora imagino que soy yo el que tiene el peso encima, tus pechos se restriegan sobre mi pecho, tus pezones tropiezan con los míos, tu movimiento es rápido, intento ayudarte pero no puedo moverme en esta posición, estoy a la merced de tus movimientos, mi mano recrea tu movimiento, el vaivén de tus caderas fundiéndote conmigo….

  • – – Mis manos se mueven rápidas, no voy a controlar el final, percibo a través de tu respiración como es de frenético tu movimiento, mis manos también aceleran hasta que algo estalla bajo su sacudida, la humedad está por todas partes.

  • – He llegado al final Luís…. mis contracciones son más lentas….. mi sonrisa regresa a mis labios…. El sudor invade mis pechos que se van quedando helados, continúo escuchando tus gemidos, sé que tu excitación no puede ir a más, me siento fuerte, capaz de hacerte llegar al orgasmo con mis palabras.

  • – – Carmen… si…. lo has conseguido, tus palabras han hecho esto…. ha sido tu voz la que me ha conducido, sé que es una locura pero te necesito.

  • – – Yo también te necesito, me siento seductora, tengo ganas de besarte de agradecerte lo que has hecho, de abrazarte….

  • – – Te quiero Carmen, nos vemos mañana……
                                                    ……………………………………………..

  • ro-03.jpg

  • Esta mañana nada más llegar al trabajo, un enorme ramo de flores reposaba sobre mi mesa, con una bonita nota que decía:

    Lo que anoche empezó, no habrá quien lo detenga, juntos encontraremos la manera de seguir unidos, no tengas dudas, te quiero. Luís.

Anuncios

8 comentarios to “la llamada de teléfono ………de pandora”

  1. Ten cuidado, tu mente se puede distraer tanto que llegará un punto que te encuentres desubicada en la vida y tengas que echar el freno de mano y encontrarte contigo misma. Luis, tiene una virtud y es que tienen don de palabra y te dice lo que tu quieres escuchar y que posiblemente tu “mua” nunca te haya dicho. Luis sabe lo que se hace, posiblemente no es la primera vez que haya pasado por esta situación, el controla perfectamente su mente, tu no y menos cuando pase un tiempo. Nada sucede por casualidad, posiblemente el lleva tiempo observando tus movimientos, oyendo tu voz, incluso oliendote sin que tu te des cuenta, pasando al lado tuyo mas de una vez. Luis sabe lo que quiere, alguna noche que otra de verdadera pasión, posiblemente sea un perfecto profesional con los preliminares y un verdadero matador al finalizar la faena. Luis ve mas allá y sabe que con su voz, varias llamadas y mensajes hace que tu mente se distraiga y pienses en el. Tu dudas, no sabes lo que quieres, bueno si sabes lo que quieres, esas posibles noches donde el entrará en ti, nadará en tu sudor y beberá el fruto de tu vientre, pero tu tienes miedo, mucho miedo, por tu situación personal. Entre tu y Luis debes de ir haciendo un muro poco a poco, el cual hará que no afecte a tu relación, es decir acabarás siendo leal a tu pareja, pero no fiel, por mucho sexo que te de Luis, tu siempre volveras con tu pareja, esa es la función que tiene ese muro. Poco a poco iras creando tu parcela, independiente de la tu casa, donde quien mandará serás tu y tu seras la única que dejaras que se haga okupa de la parcela contigo y luego lo echaras sin mas, ya sea Luis o cualquier otro. Cuidate, todo esta en tu mente y solo tu la debes controlar. bsos.-

  2. cuco, me has dejado asombrada con tu comentario!!!!!!!!!!!!!!! pensaba que tú sabías que todas estas historias son inventadas y que no tienen nada que ver con mi vida privada. Las únicas historias que están basadas en “hechos reales” son las de sexo en mi alcoba.

    Ahora no sé si me estás tomando el pelo y me sigues el rollo o es que te has pensado que era cierto!!!!!!!!jajajajajajaja.

    un beso desde mi caja.
    pandora.

  3. siempre te queda la duda de que pueda ser verdad o no. Pero , hazme casa es una historia que algún dia puede estar basada en un hecho real, es mas posiblemente alguien algun dia se sienta idetificado con ella. Un saludo, pero siendo sincero la hisotoria escrita es tan real como la vida misma. un saludo pandorita.

  4. Pandora!!!! qué relato tan chulo!!!!

    ¿A qué esperas para participar en el concurso de Cama de Rosas?
    http://clubcdr.wordpress.com/tag/bases-del-concurso/

    Besitos!!!

  5. Espero que te hayas apuntado, sabes que te estoy vigilando. Yo lo haria pero apenas tengo tiempo ni para …., asi que dale caña tu, que yo te empujo de vez en cuando y “apoyo”. Dale caña al concurso. Un saludo.

  6. A me encanto el relato.. uf! eso de hablar de sexo por telefono y a media noche.. que excitante.. claro, todo tiene sus consecuencias…
    Por cierto, si se trata de apoyarte en el concurso.. aqui estamos..!
    Besos y saludos.

  7. ESTA ENTRETENIDO.DICEN QUE AMOR DE LEJOS AMOR DE CONEJOS.SI UNA MUJER ESTA SOLAY ALGUIEN LE MUEVE EL TAPETE ES MUY PROBABLE QUE SUCEDAN SITUACIONES DE INFIDELIDAD. PERO SABROSA CO GUSTO Y MIEDO A QUE TE DESCUBRAN. PERO LA VIDA HAY QUE DISFRUTARLA.ESO SI SIN HACER DAÑO A LOS DEMAS.YO CONSIDERO QUE LAS MUJERES INFIELES EN REALIDAD YA LO TRAEN EN LOS GENES ASI COMO MUCHOS HOMBRES. PERO EN FIN CONGRATULATIONS.

  8. me parecio una historia magnifica, solo pensaba leer un poquito para hacerme una idea para hacer una historia corta para la universidad sobre una llamada de telefono. pero me envolvio tanto asi, que me hizo recordar mi matrimonio, mi esposa y yo nos conocimos por internet cuando yo estaba en la guerra, y todos los dias hablabamos sin tan solo conocernos, la historia es identica a la mia, asi que como dice cuco, uno nunca sabe cuando una historia es de verdad o no….


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: